100 jóvenes participan en encuentro líderes ambientales

Este martes se concretó con éxito uno de los hitos más importantes del programa educativo “Jóvenes Líderes Ambientales”, organizado por el Instituto Jane Goodall Chile y que convocó a once colegios de la Región Metropolitana.

Desde mayo, once colegios de distintas comunas de la región Metropolitana son parte del programa educativo: Jóvenes Líderes Ambientales, el cual consta de seis talleres de educación ambiental impartidos por el equipo veterinario del Instituto Jane Goodall Chile. En ellos se les ha enseñado a detectar los problemas que existen en su entorno y se les han entregado herramientas para solucionarlos. Esto con el objetivo de que ellos mismos creen y desarrollen un proyecto para mejorar su mundo cercano.

Bajo ese contexto, y con el patrocinio del Ministerio del Medio Ambiente, este martes se realizó el primer Encuentro de Jóvenes Líderes Ambientales, donde los 100 participantes del programa se conocieron, compartieron experiencias y retroalimentaron sus proyectos, todo esto en las dependencias del Campus de Providencia de la Universidad Autónoma.

Cada uno de los asistentes debió llevar consigo un vaso, degustó frutas y almorzó comida vegana, esto con el objetivo de realizar una jornada sustentable.

El evento también contó con la presencia de cuatro exponentes de distintas áreas de las ciencias, quienes se encargaron de orientar y motivar a cada uno de los asistentes.

El ingeniero Mauricio Chiong fue quien abrió la jornada relatando su historia como emprendedor. Años atrás él fundó un preuniversitario, pero con el paso del tiempo se dio cuenta de que, debido a sus costos, no todos podían acceder a él. Por lo que inventó la plataforma web: “PSU para todos”, un sitio donde constantemente, y de forma gratuita, sube material de preparación para quienes darán la Prueba de Selección Universitaria.

Ante esta situación, Chiong invitó a los asistentes a reflexionar sobre lo que cada uno de ellos quería en su vida. “Emprender no es solo hacer un negocio, es crear. Todo en lo que uno emprende genera un impacto social. Hay que ser conscientes de eso y pensar en cuál es el impacto que queremos causar en los demás”, señaló.

A Chiong lo siguió la bióloga Ana Paola Yusti. Ella se encargó de empapar el auditorio con diversos relatos sobre su natal Colombia, los pueblos originarios y la realidad de la fauna en el Caribe. Esto permitió que los asistentes tomaran consciencia sobre las problemáticas mundiales del medio ambiente.

Además, usando su historia como guía, hizo énfasis en que la vocación de cada uno de ellos puede estar en cualquier lado. Pues Yusti es bióloga gracias a que en su infancia se vio cautivada por las ballenas.

La tercera en subir al escenario fue Josefina Hepp, una joven agrónoma quien además de dedicar su vida a entender y estudiar las semillas, decididó mezclar sus conocimientos sobre el medio ambiente y el cambio climático con el arte, transformándose en escritora de libros como “La época de la neblina” de editorial ZigZag.

Hepp le mostró con su ejemplo a todo el público que cuando las personas se proponen algo, por muy loco o raro que sea, pueden lograrlo, incluso si quieren combinar áreas tan distintas como ella lo hizo.

Pero la jornada no trató solamente de charlas. El colectivo Planificable se encargó de que todos los integrantes de Jóvenes Líderes Ambientales “gastaran la suela” y durante el día les realizaron distintas actividades de reconociendo flora y fauna. Gracias a esto pudieron compartir de forma lúdica los distintos conocimientos que cada uno tenía y además se relacionaron con los integrantes de los otros colegios del programa.